Si bien las autoridades del Gobierno prometieron que no iba a faltar este combustible, desde el sector agropecuario advertimos que existen dificultades en el abastecimiento, lo cual nos genera serias consecuencias dado que el campo se encuentra en plena cosecha, terminando la campaña de soja e iniciando la de maíz, poroto y la de limón. A esto, hay que añadirle que estamos atravesando el comienzo de la zafra.

Esta cupificación y escasez de gasoil, en los hechos, se contradice con las expresiones de autoridades que garantizaron el pleno abastecimiento de este combustible, como así también de energía para sostener el funcionamiento de ingenios e industrias.

Por esta razón, la Sociedad Rural de Tucumán insta a las autoridades provinciales a decir la verdad sobre la crisis energética.

Solicitamos garantías de abastecimiento y políticas serias y transparentes para que el sector productivo pueda desarrollar con normalidad sus actividades.